CÓMO CREAR UN HOGAR SEGURO

CÓMO CREAR UN HOGAR SEGURO

Nuestros pequeños son seres curiosos y muy, muy valientes. En cuanto empiezan a ser conscientes de sus movimientos, comienza también su exploración del mundo, ¡y en ella emplean todos los medios que tienen! Sus piernecitas, sus pequeñas manos, y por encima de todo: su boca. Ellos “prueban” con su boquita todo lo que pillan con fin de aprender más sobre lo que les rodea. Durante los primeros meses requieren la supervisión constante de un adulto, pero como es casi imposible seguir cada uno de sus pequeños movimientos, necesitamos un hogar seguro.


Mantén a tus pequeños a salvo en casa. Aquí te dejamos algunos consejos sobre cómo hacer más seguro nuestro hogar.

1. Ponte en su lugar: eres un niño.

De vez en cuando, es importante ver las cosas desde la perspectiva de un niño. Ponte de rodillas y mira a tu alrededor… El mundo parecerá totalmente diferente desde este ángulo, ¡sin duda es mucho más emocionante! Localiza los objetos que sean más pequeños o del mismo tamaño que el puño de tu bebé, y por tanto del tamaño perfecto para metérselos en la boca. Puede que desde arriba no los hayas visto, recógelos y guárdalos.

2. Protege los enchufes eléctricos.

Con tapas con cierre de seguridad. Otros sistemas pueden ser burlados con facilidad por el pequeño aventurero que tienes en casa.

3. Coloca los objetos más pesados en los estantes inferiores.

Y cubre las esquinas de los muebles (como la TV, las estanterías y las mesas) con protectores redondeados para evitar que se haga daño si se da un golpe.

4. Guarda fuera de su alcance todos los químicos del hogar.

Los productos de limpieza de cualquier tipo, ya que si los encuentra podría ingerirlos, o simplemente tocarlos y luego tocarse los ojos… causando una irritación ocular, incluso de la piel. Ariel, como cualquier otro detergente, siempre debe estar fuera del alcance y de la vista de los bebés y los niños pequeños. Guárdalo en los estantes superiores, y mantén siempre el producto dentro de su caja.

5. Toma las mismas precauciones con los medicamentos.

6. Cajones siempre cerrados.

No solo por lo que haya dentro… si no también para que tu mini aventurero no escale por ellos, Los cajones abiertos son escaleras perfectas.

7. ¡Asegura tus ventanas!

Las ventanas nunca deben permanecer abiertas, ya que el niño podría caerse. Hay protectores de ventanas que puedes comprar para quedarte tranquila, ¡hazte con varios!

¿Te ha gustado este artículo? ¡Esperamos que sí! Dale me gusta o déjanos un comentario. Tal vez quieras leer más sobre Ariel y la seguridad en el hogar.

Ariel Baby
Ariel Baby
(889)

Ariel Baby, el poder de la delicadeza

¡Descúbrelo ahora!

Confirma tu información personal

Para finalizar el proceso, por favor completa la siguiente información

:D
:D

:D

Embajadora
SC19922363304