MI JERSEY FAVORITO… ¡JUNTOS PARA SIEMPRE!

MI JERSEY FAVORITO Y YO… ¡JUNTOS PARA SIEMPRE!

Está claro, nos pasa a todas… algunas prendas de ropa se convierten en parte de lo que somos. Lo malo es cuando llegan a un punto en el que envejecen y parecen desgastadas, plantearse una despedida puede ser un disgusto en toda regla.


Está claro, nos pasa a todas… algunas prendas de ropa se convierten en parte de lo que somos. Lo malo es cuando llegan a un punto en el que envejecen y parecen desgastadas… plantearse una despedida puede ser un disgusto en toda regla.

¡No te preocupes! A partir de ahora te vamos a descubrir la forma de que tu jersey favorito te dure más tiempo como si fuera nuevo. ¡El secreto está a continuación!

Todos lo tenemos… ese suéter negro que te favorece tanto y con el que te ves estupenda, que puedes llevar tanto con vaqueros y zapatillas de deporte como o con una falda de vestir y taconazos… A lo mejor es el jersey que llevabas cuando conociste a tu chico. Tal vez fue el que te mantenía calentita en ese viaje a la montaña con la familia. ¿O fue el que te pusiste esa noche de fiesta con las chicas de la que siempre habláis? No importa qué recuerdos tengas, ese jersey es tan querido para ti que la visión de pequeñas bolitas apareciendo por las mangas te entristece… y hasta te da un poquito de miedo. ¡No quieres ni pensar en tener que deshacerte de él!

Para mantenerlo como nuevo el mayor tiempo posible, aquí te dejamos algunas sugerencias sobre la mejor forma de cuidar tus prendas favoritas para que sigan dándote tantos buenos recuerdos por mucho más tiempo.

Dos mejor que uno

En primer lugar, siempre que te enamores de un artículo de ropa, si es asequible y ves que te queda fenomenal, no lo dudes, vuelve a la tienda y cómprate otro igual. No hay nada malo en tener dos jersey negros idénticos, o dos camisetas blancas iguales, realmente te hará la vida más fácil.

Mimo, mucho mimo

Cuídalo con cariño y ternura. Si es un jersey, dóblalo, no lo cuelgues. Las perchas tienden a deformar los hombros. Si es una camiseta o blusa, cuélgala. Así evitarás el planchado de última hora cuando notes que hay dobleces y pliegues justo cuando se estás a punto de salir por la puerta.

Sigue las normas

Presta mucha atención a las instrucciones de lavado y secado de cada pieza. Algunas prendas son delicadas y no puedes meterlas a la lavadora así como así con los calcetines de los niños. Si no estás segura de cómo cuidar algún artículo más delicado, echa un vistazo a la sección de Ariel en Próxima a ti. Si tu prenda favorita es de color, cuídala con un detergente que mantenga los colores intactos y vivos.

Pide tu Arielita gratis

Pide tu Arielita gratis

Tu Arielita para líquido o polvo. Puedes solicitar un dosificador al año.

Muestra seleccionada
Deseleccionar muestra
Ya has pedido esta muestra

¿Conoces la Manchapedia?

¿No? Pues no puede pasar un día más sin que la conozcas, es la enciclopedia de las manchas de Ariel, ¡tu solución si te manchas con algo que no sabes cómo limpiar! Consúltala por aquí.

Invierte tiempo en lavar a mano, merece la pena

Si tienes tiempo, lava tu ropa favorita a mano, especialmente si no es de algodón. L. Pero si no lo tienes, no te preocupes: pretrata con Ariel Excel Gel, y luego mételo en un programa delicado con Ariel 3en1. Cuando salga envuelve el jersey en una toalla para que pueda absorber el exceso de agua. A continuación, colócalo para que seque en una superficie plana (por ejemplo, en el suelo) y sobre una toalla limpia para asegurarte de que se seca con su forma original.

Vestirse es lo último

Cuando te estés preparando para salir, intenta arreglarte el pelo y maquillarte antes de vestirte. A veces los polvos, las sombras de ojos y los productos para el cabello pueden caer sobre la ropa, mancharla y estropearla. También asegúrate de que el desodorante se ha secado del todo antes de ponerte el jersey. El aluminio en muchos de ellos puede hacer que se reblandezcan las fibras y si el suéter es blanco, puede dejar manchas amarillas.

Controla tu secadora

Si utilizas secadora, comprueba que el programa que utilizas es el idóneo para que la ropa no encoja. O prueba a sacar la carga de la secadora cuando aún está un pelín húmeda y cuélgala en la cuerda de tender para que termine de secarse ahí.

Estos son sólo algunos de nuestros consejos con los que esperamos que la ropa que tanto te gusta te dure como nueva mucho más tiempo. ¿Tienes algún otro consejo con el que cuidas tus prendas favoritas? ¡Cuéntanoslo, estamos deseando conocerlo!

Hemos hablado de lo importante que es saber hacer bien la colada para mantener la ropa como nueva, así que si no quieres dejarte engañar por los falsos mitos, no debes perderte este artículo.

Productos destacados

  Regístrate para publicar un comentario

:D
:D

:D

Embajadora
SC1992